Reseña – Conclusión

“¡Ayaka está muy decepcionada de Kurumiya-sensei!”

Tan pronto como dejaron la oficina, el enfado de Ayaka explotó.

“Ayaka nunca pensó que era una villana intrigante… Onii-chan tenía toda la razón. Kurumiya-sensei no es una buena profesora. ¡Está tratando de hacer que Onii-chan y Ayaka caigan y nos convierta en asesinos, una mala profesora! Esa bajita tiene podrido hasta el corazón.”

“Oye… ‘Bajita’ es una palabra tabú, ¿sabes? No la digas. Si te escucha–”

“¡Bajita! ¡Bajita, bajita, bajita, bajita! ¡¡¡Kurumiya-sensei es una bajita!!!”

“¡Te dije que te detengas!”

Tapándole la boca a Ayaka conforme empezaba a gritar, Kyousuke se alejó de la oficina junto al resto del grupo.

“Pero es una bajita, ¿sabes?”

“Aunque es una bajita, no puedes decirlo tan casualmente.”

Kyousuke suspiró y se rascó la nuca.

“Si atacas indiscriminadamente en un área amplia como esta, sólo te estarás disparando a ti misma, ¿sabes? Igual que como enloquecía yo sin importarme con quién me metía, esas personas del lado oscuro de la sociedad me tomaron como objetivo.”

“…Muu. Ayaka puede elegir con cuidado, ¿okey?”

“¿En serio?”

“Sí.”

“Pero elegiste mal con Kurumiya-sensei.”

“E-Eso no podía evitarse…”

“Por el contrario, te opusiste a Renko, quien resultó ser una buena persona.”

Mientras Ayaka se quedaba en silencio, Kyousuke continuó:

“Antes de tratar a alguien como un enemigo, primer deberías tratar de entenderlos, ¿cierto? No rechaces a las personas directamente sin siquiera mirarlas. Incluso entre cosas que reconoces basura y te deshaces de ella, puede haber verdaderos tesoros entre ellas, ¿sabes? Si resultara ser ese el caso, sería una lástima.”

“………”

Ayaka agachó su cabeza y apretó su puño. Sus labios estaban fuertemente fruncidos.

“¡Tonta-Bane-san! ¡Tai-chan!”

De pronto dijo en voz alta, y Eiri y Maina miraron a Ayaka.

“¿…Qué?”

“¿…Q-Qué sucede…?”

Apoyándose contra una pared, Eiri frunció el ceño mientras que Maina preguntó con inquietud.

Ayaka alzó la vista y mientras las veía…

“¡Perdón!” Hizo una reverencia.

“Ayaka dijo muchas cosas feas e hizo muchas cosas feas, lo siento. Sin importar lo mucho que Tonta-Bane-san hizo enojar a Ayaka e hizo que Ayaka sienta repulsión en un nivel biológico, Ayaka fue demasiado lejos. Sin importar lo mucho que la astucia de Tai-chan molestó a Ayaka, Ayaka fue demasiado lejos. ¡Ayaka está reflexionando, lo siento mucho!”

“Umm, estás… ¿tratando de disculparte con nosotras?”

“P-Probablemente… Eso me parece.”

Mientras las dos chicas se miraban, Ayaka ignoró sus reacciones y continuó:

“…Ayaka se dio cuenta. La intranquilidad de Ayaka fue porque Ayaka no confió en los demás. ¡Ayaka confía en Onii-chan! Así que Ayaka ya no se preocupara porque ‘le roben a Onii-chan’. Así que–”

Ayaka alzó la vista hacia Eiri y Maina.

“Ayaka confiará en las personas en que Onii-chan confíe. Por eso, umm… ¡Akabane-san, Igarashi-san! ¿Podrían ser amigas de… Ayaka?”

““——””

El silencio descendió. Pronto, un ligero suspiro salió.

“*…Suspiro* Como sea. ¿Podrías no llamarme Akabane-san?”

“¿Eh? ¿H-Huh…? Akabane–no, ¿Tonta-Bane-san está enfadada?”

“No estoy enfadada. Ya he experimentado actitudes rudas de mi hermana menor en casa, así que ya me acostumbré hace mucho a ser tratada con maldad. Sin embargo–”

Todavía manteniendo su rostro apartado, Eiri echó un vistazo con ojos entrecerrados.

“¿Podrías dejar de llamarme Tonta-Bane-san? Aunque es ligeramente mejor que mi apellido, sigue siendo irritante… Eiri solo está bien. Si corriges eso, digamos que estamos a mano de ahora en más.”

“Oh, umm… ¿E-Eiri-san?”

“Sí, eso está bien.”

Los extremos de los labios de Eiri se movieron para producir una suave sonrisa. Mirando el perfil de su rostro, Ayaka repetía “Eiri-san…” para confirmar.

“¡Umm!” Conforme Ayaka se sentía contenta, Maina habló.

“¡Yo también quiero ser amiga tuya, Ayaka-chan! Aunque me asustaste cuando quisiste matarme, nos sentimos igual. ¡Si no te molesta que sea estúpida y peligrosa, seamos amigash! Awwww… Me mordí la lengua otra vez.”

“Igarashi-san… Eso fue a propósito, ¿cierto?”

“¡¿Eh?! ¡P-Por supuesto que no!”

“¿Hmm~? No te la mordiste esta vez… Qué sospechosos. Tai-chan realmente es Tai-chan, sigue siendo sospechosa por ser taimada.”

“¿Ehhh? P-Por qué pasó esto… Auau.”

“…No te preocupes, Tai-chan.”

“¡¿Eiri-chan también?!”

Ayaka se rió “kusukusu” luego de ver a Maina asombrada porque se burlaron de ella.

Viendo sus interacciones, Renko también se rió “foosh”.

“Parece que se reconciliaron. Sí… ¡Felicitaciones, felicitaciones, felicitaciones! Por cierto, Ayaka-chan, esta es mi verdadera situación–”

“…Hmm.”

Renko cambió a modo serio mientras el rostro de Ayaka se tensó.

Entonces Renko empezó a narrar. Sobre el hecho de que era una asesina nacida con el fin de matar, que tenían tres dígitos de muertes como parte de experimentos, que sus emociones estaban conectadas con el acto de asesinar, que la máscara era el limitador que usaba para controla su excesivo impulso de matar. Finalmente, estaba el hecho de que comenzará a querer matar a Kyousuke tan pronto como Kyousuke corresponda sus sentimientos y ponga fin a su amor no correspondido…

“——”

Luego de escuchar la historia de Renko, Ayaka agachó la cabeza, en silencio.

En las sombras de su flequillo, su rostro no podía verse con claridad.

“Oh… ¡L-Lo siento! Como mi verdadera identidad es secreta, no podía contártelo antes. Umm, bueno, umm… Lo siento. Amo a Kyousuke, y quiero que Kyousuke reconsidere sus sentimientos, pero luego de que Kyousuke reconsidere sus sentimientos, podría terminar matando a Kyousuke, umm… ¡L-Lo siento! Nunca pensé en quitarte a Kyousuke, ¿okey? ¡Cuando mate a Kyousuke, también te mataré a ti, Ayaka-chan! Y así los dos podrán estar juntos en el otro mundo como tú dijiste! F-Felicitaciones, felicitaciones, felicitaciones…”

“Sí, claro.”

Ignorando el comentario de Kyousuke, Renko sentía como si estuviera sentada sobre un alfiletero.

Ayaka lentamente alzó la vista hacia Renko quien aún seguía buscando palabras.

“Por favor, resiste.”

Sonriendo radiante, Ayaka dijo eso.

“Renko-san, tú misma lo dijiste, ¿cierto? ‘Por mi amado Kyousuke, reprimiré mi instinto asesino sin importar lo fuerte que sea.’ En ese caso, aun si sus sentimientos se vuelven mutuos, por favor sigue reprimiéndolo. No a Onii-chan, sino a tu instinto asesino.”

“¡¿Ehhhh?! No, dije eso… Pero cuanto más fuerte son mis sentimientos, más fuerte es mi instinto asesinos, ¿sabes? ¡Sin la máscara, seguirá sonando sin parar, ¿sabes?!”

“A Ayaka no le importa. ¿Qué, ahora te estás retirando…? Renko-san, ¿acaso no estás reprimiendo tu instinto asesino por Onii-chan? ¿Tus sentimientos por Onii-chan son tan superficiales?”

“¡¿Shuko?! B-Bueno…”

“*Suspiro*, al final, la única que te importa eres tú misma, Renko-san. Aprovechando varias razones como excusas, simplemente estás buscando razones para justificar que priorizas tus sentimientos, ¿no? Kusukusu.”

“¡No! Me importa Kyousuke más que nada, más que nadie…”

“Sí. ¡En ese caso, definitivamente podrás resistir!”

“——”

Ayaka probablemente estaba tomando venganza por lo de antes. Mirando a la sonriente Ayaka, Renko no podía hallar palabras para responder.

“Ooooh… S-Suficiente. Si en verdad lo haré por Kyousuke, tendré que resistir. Ayaka-chan tiene razón… Ooooh. ¿Q-Qué…? En ese caso, aunque mis sentimientos sean correspondidos, ¿no tendré ninguna satisfacción de ello? ¡¿–Ah?! ¡Pero, pero! Si Kyousuke comienza a tener sentir que ‘quiere que yo lo mate’, estará bien que mate a Kyousuke, ¿cierto?”

“¿…Cómo que estará bien?”

“¡Sí! Cuando llegue el momento, también envía a Ayaka, ¿okey? Ayaka no quiere separarse de Onii-chan, a Ayaka no le importa que la maten mientras sea Renko-san… ¡Sólo bromeo! Ejeje.”

“¿…Cómo que estará bien?”

Ante la tímida sonrisa de su hermana, Kyousuke sólo se sintió confundido.

“¡Foosh!” Renko abrazó a Ayaka, muy feliz.

“¡Ayaka-chan! Haré mi mejor esfuerzo… ¡Haré mi mejor esfuerzo! Haré que Kyousuke se enamore de mí, y contendré mi instinto asesino… ¡Haré que se enamore perdidamente de mí hasta que esté dispuesto a ofrecerme su vida!”

“Okey. Entonces no tengo opción, Ayaka está de acuerdo con Renko-san. Renko-san le enseñó muchas, muchas cosas a Ayaka… Ayaka pagará su deuda. ¡N-No es como si Ayaka reconociera a Renko-san porque Ayaka quiere a Renko-san, ¿okey?!”

Sintiéndose profundamente afligido, Kyousuke miraba a las dos chicos que estaban jugando.

…Para ser honesto, aún quedaba una tonelada de cuestiones.

Pero Ayaka parecía ser la misma de siempre, sin sentir nada respecto a matar personas. Casi no había cambios en su actitud y valores fundamentales.

Pero aun así–

“¡Ayaka-chuwa~n!”

“¡¿Owww?! ¡Tu máscara golpeó a Ayaka! ¡Por favor no apoyes nada que no sean tus pechos! Además, ¿qué tal si te la quitas? Debe haberte estorbado todo este tiempo, qué desperdicio. ¡Piénsalo, estoy segura de que Onii-chan quiere que te la quites!”

“Ah, sí. ¡Ese es el caso! Entonces me lo quitaré. Estoy de acuerdo en que es más conveniente. Esta época del año es como si nos estuvieran hirviendo en una olla…”

“¡S-Sí, date prisa y quítatela! Renko-san, definitivamente estarás bien.”

“Foosh. ¡Así es, después de todo, no se caerán ni se deformarán! Entonces no me contendré–”

“¡¡¡¡¿Por qué te estás desvistiendo?!!!!”

“¿No me pediste que me lo quite?”

“¡Ayaka estaba hablando de la máscara de gas! ¡No de tu sostén!”

“Shuko… ¿Qué, estás hablando de la máscara? Eres muy ambigua, sabes…”

“¡Tu cerebro es el ambiguo! ¡¿Eres una ramera?! ¡¿En verdad eres una ramera después de todo?!”

“Bueno, bueno. Aquí tienes un regalo, no te enfades.”

“No lo quiero.”

Ayaka golpeó el sostén de Renko, enviándolo al piso y miró a Renko.

Eiri bostezó mientras que Maina sonreía con admiración, diciendo “Ajaja, se están llevando muy bien.”

Viendo su interacción, Kyousuke podía sentir que el futuro ya no se veía totalmente oscuro y vacío.

Luego de experimentar esta conmoción, aunque muy débilmente, el mundo de Ayaka se había expandido. Además, fue la propia Ayaka la que abrió esta parte de su mundo. En ese caso, es seguro que fue capaz de cambiar.

Cambiar gradualmente será suficiente.

Sería duro si Kyousuke estuviera solo, pero tenía a Eiri, Maina y Renko animándolo.

De hecho, la que había detenido a Ayaka durante el incidente fue Renko, no Kyousuke.

“…En verdad no comprendo nada en absoluto.”

Su hermana, la persona más íntima con él, la persona más importante para él… Kyousuke nunca la había comprendido. Este hecho provocó que un punzante dolor irradie de su corazón.

Ayaka había dicho: Ayaka se dejó consentir demasiado.

Kyousuke sentía que quizás lo mismo se aplicaba a sí mismo.

Viviendo por Ayaka todo este tiempo, de manera similar, Kyousuke–

“…Esto tiene que cambiar.”

“¿Hmm? ¿Qué sucede, Kyousuke? Luces triste.”

Renko le preguntó a Kyousuke mientras él murmuraba para sí mismo.

“Aja.” Decidiéndolo por sí misma, extendió su mano derecha hacia Kyousuke.

“Supongo que quieres esto. ¡Okey, aquí lo tienes!”

En su mano estaba la pieza de ropa interior que se había quitado hace un momento. Kyousuke se preguntaba si la razón por la que el sostén era muy maduro en estilo y estaba hecho encaje negro en lugar del diseño establecido por la escuela era debido a que su tamaño de copa era inusualmente grande.

Con su mirada escapando del sostén, Kyousuke alejó a Renko.

“No lo quiero, idiota… En serio, sí que te encanta hacerte la tonta.”

“¿…? Kyousuke, ¿por qué tienes la cara roja?”

“Cállate. Date prisa y póntelo apropiadamente.”

Soltando esas palabras, alejó su rostro. Su corazón estaba saltando en su pecho.

Habiendo experimentado muchos intentos de seducción anteriormente, Kyousuke ya no reaccionaba tanto a la vista de la ropa interior. Sin embargo, la pulsación que sintió recién fue distinta de–

“Onii-chan.”

Sintiendo un tirón en el dobladillo de su camiseta. Kyousuke reaccionó.

En puntas de pie, Ayaka acercó sus labios al oído de Kyousuke y susurró:

“…Ayaka apoyará a Onii-chan.”

El corazón de Kyousuke saltó violentamente.

Era obvio a lo que Ayaka se refería con “apoyo”.

Precisamente por eso, Kyousuke se sintió muy afligido.

“Apoyarme… Tú…”

“Sí, Ayaka apoyará a Onii-chan. Porque Onii-chan es la importante familia de Ayaka. Ayaka quiere darle felicidad a Onii-chan, Ayaka quiere que Onii-chan reciba felicidad. Por eso, Onii-chan tiene que encontrar una compañera maravillosa, ¿okey? Como la hermana menor, Ayaka está obligada a brindar ayuda. Con el fin de no dejar que Onii-chan sea engañado por mujeres malas, Ayaka mantendrá sus ojos abiertos y juzgará cuidadosamente para apoyar a Onii-chan… Ayaka jura que no se interpondrá en el camino al amor de Onii-chan. ¡Ayaka animará a Onii-chan! Fufufu.”

“Oh…”

Terminando su declaración con una voz susurrante, Ayaka instantáneamente apartó su mirada.

Su mirada voló hacia el objetivo, una máscara de gas negra. Era obvio a quién consideraba Ayaka como la mejor compañera (tentativa). Kyousuke sintió sudor frío goteando por su espalda.

“Me va a matar si correspondo a su amor, ¿sabes?”

“No te preocupes. ¡Ella prometió que resistirá!”

“…Eso es muy improbable.”

La conversación continuó mucho más. Incluso si Renko fue la salvadora de Ayaka, cómo podría rendirme tan fácilmente–Kyousuke se animó a sí mismo.

Tan pronto como pensaba en Renko, su acelerado ritmo cardíaco parecía hacer volar su conciencia…

 

Traductor al Inglés: Anónimo (Baka-Tsuki)
Traductor al Español: nahucirujano
Corrección: Sin corrección.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: