Capítulo 8 – Lo Siento Menma

Página Anterior     *     Página Siguiente

“Wu… Sí. Al menos, ¡¡lo atrapé!!”

La habitación todavía estaba oscura y en silencio, tan silenciosa que podía oír el tictac del reloj… ya había pasado un día.

No había comido nada desde la mañana hasta la noche— veintitrés horas habían pasado.

Finalmente atrapé a Dialga. Con toda mi fuerza, la inteligencia de un adulto, y la ayuda de libros raros y tecnología, por fin pude atraparlo.

Pero por supuesto no me sentía mal por jugar videojuegos todo el día, ya que últimamente pasaba todos los días de la misma manera u otra. Hablando de esto, Matsuyuki fue ingenioso al hacerme responsable por jugar Nokemon.

En resumen, le mandé un mensaje a Hisakawa sobre esto. No tenía la obligación de reportárselo a Matsuyuki. Después de todo, él no era el capitán.

‘Captura de Dialga: Éxito’

Eso fue todo lo que escribí y envié. Déjenme comer algo… Creo que todavía quedaban algunas hogazas de pan en el refrigerador… pensé ligeramente en eso.

“¿Mmm?”

Mi teléfono sonó: era un mensaje.

Nunca me había contactado con mi papá por mail, ni hablar de los amigos. Así que por un momento no se me ocurría quién podría ser.

Era Hisakawa. Lo abrí y leí…

“Menma Encontrada. Atraparla Falló.”

Mi mente se quedó en blanco por un momento: no podía entender.

Inhalando profundamente, miré el mensaje de nuevo. Luego, no pude evitar gritar alarmado.

“¡¿Menma… encontrada?!”

Tan pronto como terminé de hablar, me tomaron del cuello de repente. Mi torso se sacudió por la brusquedad, respiraba con dificultad.

“¿Qué? ¡¿Llamaste a Menma?!”

“!!”

Era una voz dulce y cariñosa. Lentamente  confirmé todas las sensaciones de mi cuerpo para corroborar la situación en la que me encontraba.

Colgada de mi cuello había una muñeca pequeña y blanca. Mis orejas podían percibir una respiración cálida y cremosa…

“Ah… Ah… Ah…”

No podía moverme.

Comparado con la sentimiento de sorpresa, me sentía más alegre, comparado con el sentimiento de alegría, me sentía… ¿qué era? Mi nariz estaba inflada. Si fuera a girar la cabeza estaba seguro de que lloraría.

Ayer, nos encontramos tan de repente que no pude fijar en mi mente lo que había pasado. Pero hasta ahora, tuve algo de tiempo para pensar y aclarar las cosas… incluso si era una situación aberrante, podía aceptarla en cierto sentido.

Esta es otra oportunidad para ver a Menma… Yo-estoy-aquí.

“Oye. ¿Jintan?”

Podía sentir a Menma viéndome desde la derecha. Apoyaba su cabeza en mi hombro, mirándome con sus ojos aguamarina. Incluso podía sentir el color de sus ojos.

Había algo que siempre quise hacer y por lo que practiqué numerosas veces. Así es… Primero, comenzaría desde aquí.

“¿Jin-tan? Estás oyendo lo que digo… ¡Ah!”

Solté la mano de Menma, y me senté derecho, mirándola directamente a ella.

Luego, gradualmente enderecé mi brazo derecho.

“¿Heh?” Atónita, la expresión adorable de Menma se reflejó en mi retina, induciendo latidos enérgicos en mi corazón. Sin embargo, tenía que hacer esto y no me detendría. Puse mi mano derecha sobre mi frente.

¡Esa era la pose ‘lo siento Menma’ que había repetido tantas veces!

“L… lo. ¡¡L… lo siento!!”

¡Este era el mejor momento en que podía develar el ‘lo siento Menma’ después de todos estos años!

“¡Yooh, ayoo, gracias a todos por esperar!”

“… ¿Eh?”

Me congelé. El ‘lo siento Menma’ que quise decir durante años fue interrumpido así nada más cuando Menma se rió en voz alta.

“Esa línea yo, ¿no estaba mal yo?— ¡estaba mal, yo! (2) ¡Tienes que decirla así: dila con tu mano doblada como un cono y poniéndola frente a tu boca!”

Menma empezó a repetir esa línea yo. Siempre había pensado que mi ‘lo siento Menma podría ganarle a esa cosa yo…

“Ciertamente… no podía ganarle.”

“¿Eheh?”

Mi disculpa falló. Sin embargo, el rostro sonriente de Menma le dio calidez a mi corazón poco a poco.

“¡¿Ahahahah?!”

Menma de repente divisó el juego de Nokemon en la colcha.

“¡Ese es Dialga! ¡Qué brillante! ¡¿Cuándo empezaste a jugarlo, Jintan?!”

Menma estaba vociferando en voz alta, sus ojos centellearon con un rayo.

Yo había capturado a Dialga, aun así Menma seguía aquí.

Parece que había arruinado su sueño. No obstante, era un deseo que pensé yo mismo, y no lo que Menma en realidad pretendía.

Menma miró concentrada al Nokemon. “Toma. ¡Esta parte del hombro que sobresale es muy cool!” Se dijo a sí misma sin parar, rebosando de la alegría.

Quizás sólo era una alucinación. Sin embargo, la Menma en frente de mí era realmente la Menma que conocía. Era la Menma que se emocionaría con Dialga.

Así, hice una promesa en voz baja.

“Definitivamente cumpliré tu deseo.”

“¿Qué? Fue muy bajito. ¿Qué dijiste? ¿Puedes decirlo de nuevo?”

“… No. Yo.”




NOTAS DEL TRADUCTOR

(1) “yo” es una marca registrada. Desconozco detalles al respecto.

Página Anterior     *     Página Siguiente

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: